+34 957 228993 info@wininnovacion.com

¿Qué es el Product placement? Y algunos ejemplos que te sorprenderán.

Esta técnica publicitaria se basa en introducir un producto dentro de medios audiovisuales, el más común el cine o series, aunque también se solía hacer mucho en la radio. Se hace eco de alguna parte del branding para la promoción de un producto de la compañía. En el cine predomina esta técnica, aunque con las plataformas como Netflix, HBO Prime Vídeo y las que están por llegar se está ampliando horizontes.  Esto es debido a que n se hace de forma agresiva, sino de forma gradual, ya lo comprobaremos en los ejemplos.

Aunque pueda parecer algo nuevo, este modo de publicitar productos tiene sus inicios en los años 30, concretamente en los EEUU, varios comedias se “vieron intervenidas” por esta técnica publicitaria, algunas de ellas anteriores a la II Guerra Mundial, tras la Gran Guerra, bajó el uso de esta técnica, entre otras cosas a que la gente aumentó su desconfianza en la publicidad debido a los años de gran propaganda nacionalista.

Y así llegamos a los años 70, algunas empresas publicitarias vieron un nicho de mercado y actuaron como enlaces entre los productores, directores, con respecto a las marcas, y volvió el auge del Product Placement.

Pero esto no es tan simple, hay varios tipos diferentes:

  • El primero de ellos es el pasivo, en el que podemos observar el producto en escena pero nadie está haciendo uso del producto. El mayor ejemplo de este es el de la bandera americana en todas las películas debido a las subvenciones y exenciones de impuestos que acarrea que aparezca.

 

  • El segundo de ellos es el activo mediante mención, que es en el que uno de los personajes habla sobre el producto en cuestión.

 

  • Y el último, que es el activo por acción, en el que uno de los personajes hace uso del producto.

 

El vídeo lo refleja perfectamente, quizás uno de los más icónicos, aunque tiene más impacto en los lectores del libro, refleja fielmente lo que el autor quería buscar, no es un product placement como tal, ya que no se buscaba por parte del autor, pero acabó siéndolo al llevarse a la gran pantalla.

Y el último, que es el activo por acción, en el que uno de los personajes hace uso del producto.

El PP tiene una serie de ventajas:

  • Es más barato por regla general que la publicidad tradicional.
  • No cortas al espectador con los anuncios publicitarios.
  • Tiene un target diferente a los anuncios generalistas en TV.

A continuación os dejamos con unos curiosos ejemplos.

 

 

 

Resultado de imagen de product placement el barco

 

Y para acabar, os dejamos con posiblemente una de las peores películas de la historia, aprovechando el tirón de ET, los señores de MC Donalds tuvieron la genial idea de copiar la idea y hacer un film horrendo, debido a su contenido les aconsejamos que no la vean, pero si desean hacerlo, aquí le damos la oportunidad:

 

Si desean seguir leyendo más noticias sobre Marketing Digital y Diseño Gráfico, no duden en seguirnos en nuestras Redes Sociales.